Michele Alboreto

Michele Alboreto, considerado el último gran piloto italiano que corrio para la escudería Ferrari

 

Michele Alboreto nació en Milán el 23 de Diciembre de 1956. Desde corta edad admiraba la velocidad y la competición de la que disfrutaba en Monza, circuito localizado cerca de su localidad natal, llegando a ser testigo de las muertes de Rindt y Peterson en dicho circuito. La espectacularidad del ruido, el olor, los fulgurantes trazos de colores tan vivos y la percepción de un gozo por encima del sufrimiento y del riesgo le embriagaron, y esa fascinación marcó su futuro. Con la vocación consolidada, compaginó el automovilismo con los estudios mientras pudo. Así, alcanzó su sueño al debutar en fórmula I en 1981 (Tyrrell-Ford, en el Grand Prix de Sanmarino, Imola), lograr su primera victoria de Grand Prix en Las Vegas 1982 y ser fichado por la Scuderia Ferrari en 1984 (fue el último piloto elegido personalmente por il commendatore). Al vencer en Zolder 1984 (primera victoria en un Gran Premio de un italiano con Ferrari desde 1966), se granjearía el apoyo incondicional de los tiffosi. Al término de la temporada era 4º en el campeonato.

Debuto en 1976 en la fórmula Monza, destaco en la fórmula Italia y en la fórmula 3. Corrió mas tarde en la fórmula 2 con Minardi y el campeonato de resistencia en el equipo oficial Lancia. Ken Tyrrell se fijaría en Michele y le haría debutar en la fórmula 1 ese mismo año 1981. Pero tendría la desgracia (como la mayor parte de pilotos) de tropezar en su camino con una gran figura que marcaría todo un período: en su caso fue primero Niki Lauda y posteriormente Alain Prost .

 

Michele toma cruzado la delicada curva Massanet en el Gran Premio de Monaco en 1982 con el Tyrrell 011/4-Cosworth nº 3. Malabarismos de esta clase hicieron que Enzo Ferrari se fijara en él. Y no sólo Enzo

 Cuando falleció Gilles Villeneuve en Mayo de 1983, Enzo Ferrari quiso contratarle, pero Ken Tyrrell no le dejo libre del contrato que tenía con él y Michele tuvo que esperar hasta la siguiente temporada. Ya en la tercera carrera, en Abril de 1984, consiguió dar a la “Scuderia” una victoria en Zolder, la primera victoria de un piloto italiano de Ferrari desde la de Scarfiotti en Monza 1966. Su contrato con el equipo de Maranello era en exclusividad, teniendo que prescindir de las carreras de resistencia para el equipo Lancia Martini Racing. Por entonces, su compañero en la Scuderia era René Arnoux, con quien tenía formulado un pacto tácito de no agresión. 

Si René, por ejemplo, se encontrara delante de mí hacia el final de un Gran premio y estuviésemos en disposición de obtener un doblete, el tendrá la seguridad de poder vencer y de saber que yo no le atacaré”

Después de múltiples ensayos en Fiorano, Michele se encontraba a gusto con el Ferrari 126 C4 V6 turbo, que llevaba el dorsal nº 27 del recordado Villeneuve. A Renaud de Laborderie le confesaba que de joven admiraba a Ronnie Peterson y a Jackie Stewart posteriormente, entre sus rivales del momento, a Lauda, Rosberg, Piquet o Lafitte: “Son a la vez muy rápidos y muy correctos”.  También confesó que el dorsal nº 27 no le condicionaba: “Del número 27 prefiero recordar que fue el de Alan Jones cuando su primer campeonato del mundo más que el de Gilles Villeneuve. Por otra parte, un número no hace nunca a un piloto.”  Alboreto le agradecía a Enzo Ferrari la confianza que había depositado en él y pensaba que podía pagársela con una corona mundial.

Este toque entre Patrese (Benetton-Alfa Romeo nº 22) y Piquet (Brabham-BMW nº 7) sería el causante de que Alboreto trompeara.

En 1985 tuvo Michele la gran oportunidad de conseguir el campeonato del mundo y cumplir sus sueños y sus promesas, pero Alain Prost le supero con creces en el stint final, y Michele tendría que conformarse con el subcampeonato. Precisamente, su duelo con Prost en el Gran premio de Mónaco de aquella temporada representó, quizá, una de sus mejores carreras. Michele salia 3º en la parrilla con su Ferrari 156/85 V6 turbo nº 27, mientras que Alain, McLaren MP4/2B-TAG Porsche V6 turbo nº 2, partia 5º. Tras los problemas mecánicos de Ayrton Senna y Nigel Mansell, Alboreto se encuentra en la cabeza de la carrera hasta que derrapa con los restos de aceite en Santa Devota, vestigios del estropicio provocado por Riccardo Patrese al negarse firmemente a que le pasara Nelson Piquet. Prost adelanta entonces a Alboreto, pero Michele no cede y en la vuelta 24ª retoma el liderato. Siete giros más tarde, un ligero bordillazo le obliga a cambiar una rueda, con lo que parece que ha perdido la batalla contra su rival. Pero un Alboreto en plena forma no se rinde, y su electrizante remontada le llevará de nuevo a la 2ª plaza. El ataque incesante de Michele rebaja sucesivamente la distancia que le separa del McLaren, aunque un cerebral Prost sabrá dosificar su ventaja y cruzar la meta con un margen de poco más de 7 segundos.

Sería su última oportunidad porque el declive comenzó ahí, aunque aún no se podía percibir: 8º en el campeonato de 1986, 7º en 1987, 5º en 1988 (su último año en Ferrari). Pasaría entonces a pilotar para las poco competitivas escuderías Tyrrell, Larrousse y Arrows y no volvería a figurar entre los diez primeros del mundial hasta 1992 (10º, gracias a los 6 puntos arañados con un Footwork-Mugen Honda). Corrió luego con Lola/BMS-Ferrari (Scuderia Italia) y Minardi-Ford Cosworth, cada vez más lejos de los líderes (a Prost se le sumaría Senna, y luego vendrían Mansell, Schumacher, Häkkinen…), lo que le obligó a abandonar la fórmula 1 a finales de 1994, tras un largo período de catorce temporadas.

Para las estadísticas: disputó 194 Grands Prix, recolectó 186,5 puntos y festejó 5 victorias. Su triunfo en Detroit 1983 fue el último de una época (con el Tyrrell-Ford Cosworth DFV V8 de alimentación atmosférica) y el de Canadá 1985, el último de un piloto italiano al volante de un Ferrari de Grand Prix.

 

Michelle Alboreto con el Alfa Romeo DTM

No abandonaría sin embargo la competición: corrió en el DTM (con Alfa Romeo), en la IRL 1996 (4 veces entre los 10 primeros en 5 carreras) y en otras disciplinas. En 1997 sumó a su palmarés la victoria en las 24 Horas de Le Mans (sobre un Porsche TWR del Jöst Racing, con Johansson y Kristensen, a 204,8 Km/h), con lo que su carrera experimentó un renacer. Fue contratado entonces por Audi y agradeció la confianza quedando 4º en las 24 Horas de Le Mans en 1999, 2º en las 12 Horas de Sebring en 2000 y 1º en las de 2001 (con Capello y Aïello). Insaciable de volante, Michele no despreció ninguna oportunidad de conducir al límite (el domingo anterior al día de su muerte había corrido en Monza una prueba del Lamborghini Super Trophy); ni tampoco olvidó nunca a sus ídolos de juventud, llevando en su casco los colores azul y amarillo en homenaje permanente a Ronnie Peterson (1944-1978).

 

Alboreto posa con el equipo campeón del 2000

 

Asi quedo el Audi LMP despues del accidente de Michelle Alboreto

  Sobre las 15:30 h del miércoles 25 de Abril de 2001 tendría lugar en el nuevo circuito de LausitzRing (cercano a Dresde, Alemania) uno de esos accidentes difícilmente explicables salvo por una extraña avería de cualquier elemento del prototipo o una súbita indisposición del conductor. En plena recta, el Audi R8 que Michele Alboreto probaba de cara a las próximas 24 Horas de Le Mans perdió el control, se estrelló contra las defensas a 300 Km/h y volcó. El circuito, estrenado el año anterior y uno de los más completos y seguros, no podía ponerse en cuestión, como tampoco el monoplaza, que había pasado satisfactoriamente los crash test obligatorios (aunque su carrocería quedo destrozada). Michele, que en la vuelta anterior había bajado el ritmo, sólo sobrevivió unas horas.

 

Michele Alboreto (1956-2001)

 

Fuentes:

Gorrotxategi (250401)

Viso (260401)

Mundo Deportivo: 26 de Abril de 2001 (agencias), pg. 46

Clarín: 26 de Abril de 2001

La Nación: 26 de Abril de 2001

Marca: 26 de Abril de 2001 (Miguel Sanz y A. G.)

El País: 27 de Abril de 2001, pg. 62 (M. Serras/J. M. Hermoso –Pedro Martínez de la Rosa-), pg. 64 (agencias)

Autopista: 1-7 de Mayo de 2001, pg. 138; 12-18 de Junio de 2001 (L. A. Izquierdo) pg. 126

Auto Hebdo Sport: 5 de Mayo de 2001, pg. 5 y 64 (J. M. Fernández Pellón)

Magazín Motor: Junio de 2001, pg.7

El Correo: 20 de Junio de 2001 (Enrique Müller), pg. 92

The Nostalgia Forum: 29 de Agosto de 2001 (Joe Fan); 2 de Septiembre de 2002 (Graham Clayton, Barry Lake)

37Viggen: “Fatal & Serious Motorsports Accidents” (en www.youtube.com)

  1. A. Engels (131102, 241102)

El Mundo: 25 de Mayo de 2008 (Carlos Romero), pg. 59

http://www.michelealboreto.it/biografia1.asp

Author: Stiwie Lopez

Share This Post On

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *